El gobernador Jorge Sapag destacó esta tarde la buena relación existente con el gobierno nacional en la construcción de un nuevo plexo normativo para el sector energético: “Como gobierno provincial estamos de acuerdo en sancionar una nueva ley de hidrocarburos que modifique la N°17.319 del año ’67, para llenar los vacíos legales a la luz de los no convencionales. Algunos medios hablan de un supuesto desentendimiento entre Nación y provincias o una oposición, pero hasta ahora nos hemos puesto de acuerdo en los temas que tenemos que tratar. De hecho no hay ningún texto sobre el que hayamos discutido, entonces hablar de enfrentamientos forma parte de las especulaciones periodísticas. Con Nación estamos trabajando muy bien”, dijo Sapag.

El mandatario sostuvo en que entre las provincias productoras de hidrocarburos y la Nación ya hay acuerdos previos en tratar cinco temas generales:

1) Plazos y ampliaciones de plazos de las concesiones y todo aquello relacionado con los no convencionales en materia de plazos.

2) Metodología de las concesiones y/o trabajos en conjunto en materia de desarrollo de yacimientos.

3) Estabilidad fiscal y tributaria.

4) Aspecto promocional e impositivo.

5) Presupuestos mínimos ambientales.

“Después hay otros asuntos como los aduaneros o de seguridad en los yacimientos, sobre todo por los piquetes y las tomas de equipos; que están vinculados con la declaración de interés público que se hizo con la ley de soberanía hidrocarburífera”, abundó Sapag.

“Hoy tenemos que dar un marco normativo que sea capaz de darnos respuestas para dos objetivos básicos: captar inversiones que son necesarias en decenas de miles de millones de dólares; y el cuidado del medio ambiente. En la búsqueda de estos dos objetivos tenemos que consensuar la redacción de los textos posibles a ser tratados en el Congreso. Yo quiero decir que tengo el mejor vínculo y la mejor relación con el gobierno nacional para poder llegar a un entendimiento, pero no hay ningún desencuentro porque no tenemos ninguna redacción sorbe la cual discutir”, insistió el mandatario.

Sapag anticipó también que pedirán la inclusión de una figura penal que castigue la toma de yacimientos y los piquetes: “Hay una ley de soberanía hidrocarburífera que establece de interés público nacional toda la cadena del gas y del petróleo porque es justamente el nudo de la cuestión económica de la Argentina: si nosotros podemos resolver el tema energético podremos resolver el tema económico. Entonces no podemos permitir que un grupo de piqueteros o desocupados digan ´bueno, vamos a resolver nuestro problema personal tomando un yacimiento o un equipo de perforación´. Esto tiene que ser severamente sancionado en la nueva ley de hidrocarburos, con una figura penal con severas sanciones, porque miles de millones de dólares o daños ambientales irreparables se pueden producir a la luz de la irresponsabilidad de piqueteros que quieren accede al trabajo no capacitándose sino vía extorsión, cortando las rutas o los accesos los yacimientos. Creo que esto debe ser severamente tratado en la nueva ley. Ese es un planteo de la provincia de Neuquén”.

También se refirió a la dirigencia política que pide un aumento de regalías sin tener en cuenta los niveles d de inversión: “Se habla del tema regalías y en la ley de 1967 se fija el 12 por ciento. Nosotros el año pasado en la ley que aprobó el convenio con Chevrón también establecimos el 12 si van a invertir 16 mil millones de dólares. Mis adversarios políticos hablan de más regalías y sé que lo hacen por polemizar o aparecer en los medios. Cada uno tiene su opinión, pero nosotros como gobierno provincial tenemos la obligación de dar estabilidad para que vengan las inversiones”.