Culminó la refacción integral de la Escuela 115 de Neuquén capital

febrero 27, 2012

El establecimiento del barrio San Lorenzo sufrió un incendio el 20 de marzo del año pasado.

El establecimiento se encuentra en la esquina de las calles Juan José Castelli y Rosario, en el barrio San Lorenzo de esta capital. La obra contempló trabajos de ampliación, remodelación y refacción. La escuela sufrió un incendio el 20 de marzo del año pasado, que se originó en el sector del escenario del salón de usos múltiples (SUM).

Entre otras tareas, se amplió la zona de recepción y administración en el sector de hall de acceso, con una superficie de 24,5 metros cuadrados. Además se remodelaron los núcleos sanitarios con la incorporación de un baño para discapacitados y un baño para docentes y no docentes.Finalmente, se realizó la refacción general. El volumen más importante de obras de reparación se desarrolló en el sector central del establecimiento, el cual sufrió los mayores daños.

En detalle, algunos trabajos de refacción comprendieron el reemplazo de la cubierta en el SUM, escenario, grupos sanitarios, dos aulas, sala de máquinas y comedor. También se cambió la cabriada metálica sobre el SUM y las correas metálicas en ese salón, escenario y salas de máquinas.

Además, se reemplazó el cielorraso de placas de roca de yeso en aulas, grupos sanitarios, sala de lectura, comedor, cocina, administración, hall de acceso y semicubierto de acceso. También se ejecutaron cielorrasos de placas de roca de yeso en SUM, escenario, hall de acceso y semicubierto de acceso.

En la sala de máquinas, se reacondicionaron los revoques y se reemplazó la carpeta. En tres aulas del ala oeste y una del ala este, se demolieron los pisos, carpetas y contrapisos. Allí se ejecutó un contrapiso de hormigón armado y se colocaron baldosas cerámicas de alto tránsito.

También se restauraron los pizarrones existentes, se ejecutaron mojinetes con placas de roca de yeso ignífugas sobre el SUM y la sala de máquinas, se demolió mampostería en el frente de la sala de lectura y se cambió por tabique de plaza con zócalos y guardasilla y se ejecutó un contrapiso armado en el lugar de ubicación del tanque cisterna para agua e incendio.

Además, se ejecutaron obras de menor envergadura en el resto del edificio, con las correspondientes instalaciones eléctricas, de seguridad e incendio, calefacción, agua, cloacas, de gas, carpinterías -con reemplazo de todos los vidrios comunes por vidrios laminados 3 + 3 de seguridad- y pintura completa en mamposterías interiores, exteriores, carpinterías metálicas, de madera, rejas, parasoles y cielorrasos.