La semana pasada se dictaron en la EPET Nº 9 de Plottier, el CPEM Nº 18 del barrio Bouquet Roldán y el Centro de Formación Profesional Nº 36 del barrio Cuenca XV.

El equipo de Prevención de la Violencia, Delito y Adicciones (Previda) continúa con el cronograma de prevención de violencia en instituciones educativas. Las capacitaciones forman parte de las acciones de la subsecretaría de Seguridad.

En la EPET Nº 9 de Plottier, la dirección de Violencia y Delitos Complejos, en coordinación con la Asesoría pedagógica de la institución educativa, dictó el 21 de octubre una capacitación sobre bullying destinada a estudiantes del turno tarde.

El bullying o acoso entre pares forma parte de la realidad dentro y fuera de las instituciones educativas, y se manifiesta entre estudiantes a través de conductas repetitivas y sistemáticas que tienen la intención de dañar o perjudicar de manera verbal, física o psicológica. Esta situación es efectuada por parte de una o varias personas y está dirigida a otra que no es capaz de defenderse a sí misma.

En tanto que en el CPEM Nº 18 del barrio Bouquet Roldán, y como parte del cronograma de capacitaciones acordado con el establecimiento, el 22 se trabajó de manera preventiva, con estudiantes del turno mañana sobre las relaciones interpersonales y el buen trato, a fin de comprender que el bullying afecta a la convivencia y deteriora el clima escolar.

La convivencia se entiende como un espacio de interacción e intercambio en el cual se construyen vínculos saludables que implican la valoración propia y el reconocimiento del otro.

Continuando con las formaciones del Programa Provincial Previda hacia el equipo de preceptores del turno mañana de dicho centro de estudios de enseñanza media, el 23 se realizó el segundo módulo sobre violencia.

El 24 de octubre, en el Centro de Formación Profesional Nº 36 del barrio Cuenca XV,  finalizó el ciclo de capacitaciones denominado “Desactivando la violencia”, que fue destinado al personal docente y directivo de la mencionada institución educativa.

“Todo conflicto, abordado positivamente, implica cambios; por ello, es necesario enseñar y aprender a gestionarlos”, se indicó desde la subsecretaría de Seguridad. Por lo tanto, este dispositivo tuvo por finalidad brindar herramientas conceptuales y prácticas sobre el abordaje de los conflictos mediante el diálogo y la negociación.

Para ello, resulta importante que los actores involucrados puedan identificar los intereses, necesidades y valores que se ponen en juego para que en base a éstos se generen posibles soluciones satisfactorias tendientes a lograr un acuerdo a través de la no-violencia.

Las capacitaciones contaron con la participación de 75 personas y estuvieron a cargo del equipo técnico conformado por Eva Rosas y María Eugenia Huglich, quienes forman parte del Programa Provincial de Prevención de la Violencia, Delito y Adicciones (Previda), dependiente de la subsecretaría de Seguridad.