Se realizan inspecciones de trampas, muestreo de frutos y asesoramiento a productores en el departamento Confluencia.

La subsecretaría de Producción, a través del área de Sanidad Vegetal, continúa el monitoreo semanal de la red de trampas oficiales homologadas con el Senasa y colocadas para realizar un seguimiento de la Droshophila suzukii, plaga que afecta a la fruta fina.

Esta plaga fue detectada en la provincia en 2016 y desde ese momento se realiza el monitoreo, muestreo de frutos y asesoramiento a productores en el departamento Confluencia de acciones preventivas para minimizar su impacto.

Se sugirió continuar con el control cultural para evitar daños en los frutos, utilizando trampeo masivo con vinagre de manzana, cosechando a tiempo y sobre todo evitando la presencia en el campo de frutos sobremaduros que provocan que la mosca sobreviva y se reproduzca dentro del cultivo.

Plaga

La Droshophila suzukii es una mosca que se alimenta de muchos cultivos y se mueve preferentemente en climas frescos y húmedos, pero se adapta a un amplio rango de condiciones climáticas. Coloca los huevos en los frutos y puede atacar tanto a los sanos como a los que se encuentran sobremaduros o dañados.

En otras partes del mundo causa graves daños en cerezas, arándanos, frambuesas, moras, frutillas y frutales de carozo, entre otros cultivos.