El viernes hubo anuncios al respecto por parte del intendente Esteban Cimolai, en una actividad de la que participó también el secretario del COPADE, Sebastián González.

Se inició el trabajo en la modificación del Código de Ordenamiento urbano rural de Centenario y la actualización del Código de Edificación. El financiamiento para llevar adelante asistencia técnica es aportado por el Consejo Federal de Inversiones (CFI) y el trabajo se extenderá por seis meses. Al cabo de ese tiempo la municipalidad contará con los nuevos instrumentos de ordenamiento territorial para remitirlos al Concejo Deliberante a fin de institucionalizarlos mediante ordenanza.

Así se anunció el viernes por la mañana durante un acto oficial presidido por el intendente Esteban Cimolai y en el que participaron el secretario provincial de Planificación y Acción para el Desarrollo-COPADE, Sebastián González, el presidente de la regional n°1 del Colegio de Arquitectos del Neuquén, Diego López de Murilla, funcionarios municipales y el arquitecto Alejandro Szilak, coordinador del equipo consultor que tendrá a su cargo este trabajo.

En la apertura, el intendente expresó que “éste es un gran paso en la modernización del Estado, para convertirnos en lo que somos: la segunda ciudad de la provincia (en lo que respecta a población). Los nacidos y criados en Centenario hemos visto el desarrollo de nuestra localidad. Nació con las chacras y se fue transformando”. En tal sentido, mencionó la importancia de pensar a Centenario en su contexto, como integrante de la región metropolitana Confluencia.

Destacó la decisión de que el proceso sea participativo y que “el vecino se comprometa y aporte al código. Queremos un código que nos represente, respetando el valor por las chacras, por la ciudad y por el desarrollo. Centenario ha crecido muchísimo y necesita trabajar en el desarrollo. Sin planificación prácticamente no podemos hacer nada y el Estado va corriendo atrás de los problemas”.

Por su parte, el secretario del COPADE explicó que desde el gobierno de la provincia se decidió acompañar a los gobiernos locales que, como Centenario, están determinados a reconvertir su capacidad institucional. “A las normativas hay que ponerlas a la altura de lo que tenemos y lo que vendrá”, afirmó, tras opinar que “no hay una región que muestre tal crecimiento sobre el territorio como la Región Metropolitana Confluencia”.

Agregó que “Centenario es una ciudad importante y eso impone desafíos; en lo inmediato, producto del polo energético (no convencional de Vaca Muerta) y también en las carencias institucionales que aún tenemos por el paso del tiempo”.

En este último sentido, enumeró normas vigentes en materia de ordenamiento territorial, que datan de varios años. No obstante ponderó la tradición planificadora que tiene la localidad, al contar con un plan estratégico e integrarse a un proceso mayor como la RMC e hizo hincapié en que este proceso “cuenta con el apoyo político y participativo del gobierno municipal, las cámaras, asociaciones e instituciones locales”. Por eso, instó a que en los talleres que se realicen en este marco “participe la mayor cantidad de gente, para construir el mejor código urbano y rural para Centenario”.

El arquitecto Szilak dio a conocer detalles del proceso de modificación el Código de Ordenamiento Urbano-Rural de Centenario y la actualización del Código de Edificación. Tras presentar al equipo técnico que tendrá a su cargo la realización de esta asistencia técnica, los términos de referencia y los objetivos fijados, recordó que esto surgió, entre otras cuestiones, a raíz de que el código de edificación actual data de 2008 y el de ordenamiento es de 1990, se registró un crecimiento poblacional desmesurado por la producción hidrocarburífera y el avance de la ciudad sobre la zona productiva.

Por último, el coordinador indicó que el plan de tareas está dividido en tres etapas: relevamiento, análisis de datos y diagnóstico; definición y lineamientos; y documentación. Cada una de ellas insumirá alrededor de dos meses de trabajo, previéndose la finalización de la asistencia técnica para el primer trimestre del año próximo.

Se inició el trabajo en la modificación del Código de Ordenamiento urbano rural de Centenario y la actualización del Código de Edificación.