Se debe al desmoronamiento de un bardón de nieve, que produjo el arrastre de tierra negra.

El Ente Provincial de Agua y Saneamiento (EPAS) informa a la comunidad de Caviahue que, como consecuencia del desmoronamiento de un bardón de nieve que produjo un arrastre de tierra negra, se registraron altos niveles de turbidez en el agua que ingresa al sistema que abastece de agua potable a la localidad.

El inconveniente se detectó el lunes, durante los trabajos de mantenimiento de rutina, producto del desmoronamiento de un bardón como consecuencia del clima, el que se fue depositando sobre el canal a cielo abierto que conduce agua desde la laguna Las Mellizas.

El operador del servicio ha incrementado los trabajos de limpieza de filtros, purgues de cañerías, como también los controles de calidad del agua de suministro público a través del Laboratorio Central del EPAS. Se estima que esta situación se irá normalizando paulatinamente durante las próximas horas.

Se informa, además, que desde el Ente Provincial se realizó un proyecto que contempla la readecuación y complementación de las instalaciones de potabilización existentes, gestión que fue presentada ante el Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento – ENOHSA – para obtener su financiamiento.

Las nuevas instalaciones proyectadas garantizarán que la calidad del agua de suministro no se modifique a consecuencia de estos eventos naturales.