La subsecretaría de las Mujeres organizó un encuentro con personal de la dirección nacional de Migraciones para trabajar el protocolo de detección temprana de situaciones de trata en pasos fronterizos.

La subsecretaría de las Mujeres, del ministerio de Ciudadanía, brindó esta semana una charla al personal de la dirección nacional de Migraciones para trabajar el protocolo de detección temprana de situaciones de trata en pasos fronterizos. Durante la capacitación se trabajaron conceptos que permitan diferenciar entre trata y tráfico ilícito de migrantes, ya que los términos “trata de seres humanos” y “tráfico de migrantes” han sido usados como sinónimos pero refieren a conceptos diferentes.

Desde la subsecretaría se explicó que el objetivo de la trata es la explotación de la persona, mientras que la finalidad del tráfico es la facilitación de la entrada ilegal de una persona a un país diferente al de su país de origen, tal como lo especifica el mencionado protocolo.

Por otro lado se remarcó que el delito de trata de personas representa un atentado contra la dignidad humana, constituye una grave violación a los derechos humanos: vulnera el derecho a la libertad, a la salud, a la educación, y a la identidad, entre otros derechos fundamentales y por esto desde la subsecretaría se trabaja en visibilizar este delito para prevenir posibles situaciones.

Para solicitar talleres y/ o información los interesados puede contactarse a través de la página de Facebook https://www.facebook.com/subsecretariadelasmujeres.