A partir de una serie de cursos se pretende aportar conocimientos a emprendedores interesados, como así también potenciar el desarrollo de la actividad en la provincia.

El Programa Hortícola del Centro PyME-Adeneu organizó una serie de actividades a desarrollar durante los próximos meses orientadas a los productores del cinturón verde regional. El objetivo es aportar conocimientos a emprendedores interesados en este tipo de producción, como así también potenciar el desarrollo de la actividad en la provincia.

El asesoramiento y la capacitación en sistemas de manejo y conducción de cultivos, sumado a la introducción de variedades hortícolas en la búsqueda permanente de nuevos canales de comercialización, contribuyen al crecimiento de la superficie cultivada y de la calidad, cantidad y continuidad de la producción provincial.

Por tal motivo, el calendario de capacitaciones se armó pensando en las tareas que desarrolla el productor mes a mes en su establecimiento. “Empezamos en mayo con la preparación de suelos y la fertilización. La idea es no adelantar nada, sino adaptarse a las tareas que el productor debe hacer en cada momento del año”, explicó el coordinador del programa, Carlos Ceppi.

Desde mayo hasta fines de noviembre se planificaron dos reuniones mensuales, en función de la evolución de los trabajos requeridos por los cultivos de mayor presencia en nuestra región: tomate, pimiento y berenjena; hortaliza de hoja (lechuga, espinaca y acelga); hortalizas pesadas como zapallos, zapallito de tronco, melones y sandías y verdeos tales como cebolla y puerro, según indicó el referente.

El programa de actualización comenzará en la cuarta semana de mayo con la evaluación de la campaña 2013-2014 en el Mercado de Concentración del Neuquén. Continuará del 9 al 13 de junio con una capacitación a campo titulada “Preparación de suelos, control preventivo de plagas y malezas y aplicación de enmiendas orgánicas”. A fines del próximo mes también habrá una exposición teórica sobre “Problemática de la producción bajo nylon, costos de construcción de invernáculos y adaptación a la región” que incluirá una visita a algún establecimiento cuya producción se desarrolle bajo esta modalidad.

El cronograma contempla para el mes de julio un par de jornadas de actualización, tanto en variedades e híbridos de solanáceas y cucurbitáceas como de maíces dulces y hortalizas de hoja. En agosto se abordarán las “Principales plagas y enfermedades en solanáceas, cucurbitáceas y hortalizas de hoja” y el “Control integral pasivo y activo de malezas anuales y perennes”. Desde agosto hasta la última quincena de noviembre habrá reuniones temáticas en chacras, enfocadas a la «Conducción integral de cultivos de tomate, pimiento, berenjena, maíz, hoja y cucurbitáceas».

Reuniones de capacitación a campo

La metodología de trabajo en grupos aplicada en la provincia desde mediados de 2013 dio buenos resultados. Las reuniones de capacitación se realizan a campo, otorgándole una activa participación al productor anfitrión, quien se encarga de explicar detalladamente la evolución de sus cultivos en toda la línea de trabajo.

Posteriormente se debate e intercambian opiniones y conceptos con el resto de los productores y el cierre queda a cargo del responsable del asesoramiento técnico.

“La idea central es promover e incentivar la activa participación de los protagonistas de la actividad: los productores», afirmó Ceppi, quien introdujo esta metodología de trabajo a fines de 2013 con excelentes resultados de asistencia, discusión y asimilación de conceptos técnicos.