El gobierno provincial, la municipalidad de Neuquén e integrantes del asentamiento ultiman detalles para relocalizar a las familias en la Zona Manzana 34, un loteo que en el corto plano contará con los servicios de agua y luz.  

Funcionarios de los gobiernos provincial y municipal, y referentes de 300 familias del asentamiento ubicado sobre calle Casimiro Gómez de la ciudad de Neuquén, se reunieron esta mañana para ultimar detalles de lo que será la relocalización hacia un loteo con servicios, ubicado en las inmediaciones de la zona denominada Manzana 34, también en la meseta.

Según se informó, se espera que la instalación de los servicios de agua y luz se complete en el corto tiempo, momento en el que estarían dadas las condiciones para efectivizar la reubicación.

Vale destacar que estos lotes de 160 metros cuadrados van a ser abonados por las personas, con una financiación social acorde a la realidad de estas familias.

En este contexto, representantes del ministerio de Seguridad, la subsecretaría de Seguridad, la subsecretaría de Derechos Humanos y del Instituto Municipal de Urbanismo y Hábitat (IMUH), aprovecharon este encuentro con integrantes de la ocupación para dialogar los detalles y entrecruzar documentación.

Estas 300 familias que aceptaron la propuesta de reubicación, representan más del 90 por ciento de la totalidad de los ocupantes.

En representación del gobierno provincial participó César Deoseffe, por el ministerio de Seguridad; María Teresa Such, en representación la subsecretaría de Seguridad; y Héctor Sánchez, por la subsecretaría de Derechos Humanos. Por la municipalidad participó el titular del Instituto Municipal de Urbanismo y Hábitat (IMUH), Marcos Zapata y Juan German, de la dirección de resguardo territorial del municipio.