Las ampliaciones en el edificio escolar cuentan con un 30 por ciento de avance y contemplan nuevas aulas y sector para administración. La inversión es de siete millones de pesos.

Continúan a buen ritmo las obras de ampliación en la Escuela Primaria Nº 179 de la ciudad de San Martín de los Andes. Los trabajos ya cuentan con un 30 por ciento de avance y la inversión provincial alcanza los siete millones de pesos.

El edificio escolar se encuentra ubicado en la intersección de las calles Rudecindo Roca y Misionero Mascardi, con una superficie de 4.375 metros cuadrados y con acceso principal sobre la intersección de ambas calles.

La propuesta arquitectónica, según lo solicitado por el ministerio de Educación, se proyectó en función de la construcción de la biblioteca, un aula para el dictado de actividades plásticas, sala de música, escenario, dirección y secretaría; también una sala de docentes, depósito de elementos de educación física y espacio para depósito general.

Se priorizó el menor impacto constructivo del edificio existente, para que los alumnos y docentes puedan seguir concurriendo a clases y, en paralelo, se realicen las remodelaciones y ampliaciones previstas. De esta manera, la biblioteca, el aula de plástica y el depósito de educación física quedarán ubicados al final del corredor, abriendo además a una salida de emergencia.

En el extremo opuesto, es decir, en el ala este se ampliará un módulo de 3,60 metros para la ubicación del sector administrativo, con dirección, vicedirección y secretaría. El aula de música y el nuevo escenario se ubicarán al medio del salón de usos múltiples ya existente, colocando un biombo que podrá estar abierto o cerrado, según las necesidades. Se aprovechó la altura de los techos para la construcción de un depósito general.

Los trabajos exteriores incluyen algunas tareas de mantenimiento y otras de mayor envergadura como el reemplazo del cerco olímpico de 50 metros por un muro bajo y un enrejado igual al existente en la parte del frente de la medianera norte. Además, se colocarán dos mallas de contención realizadas en estructura metálica y alambrado para contener los elementos deportivos, detrás de los arcos del playón. En el exterior también se colocará piedra laja irregular, en línea con las existentes.

Para la instalación eléctrica se reacondicionará el tablero seccional y el principal previendo el aumento en la demanda de carga. La climatización se logrará con la extensión y readecuación de las redes de conductos de inyección y retorno y, a su vez, se realizará un mantenimiento preventivo y correctivo de los equipos calefactores existentes. Para el sistema de emergencias se proveerán matafuegos triple clase, con su señalética respectiva y luces de emergencia.