Autorizan la constitución de un fideicomiso para construir gasoducto

mayo 6, 2009

El gasoducto “Proyecto Integración”, que demandará una inversión de unos 40 millones de pesos, reforzará y ampliará el suministro de gas en localidades de Neuquén y de Río Negro.
El gobierno nacional autorizó la constitución de un fideicomiso por un monto de 40 millones de pesos para desarrollar y financiar la construcción del gasoducto Proyecto Integración, que reforzará y ampliará el suministro en localidades de Neuquén y de Río Negro. 

Luego de la reunión, realizada hoy, del ministro de Planificación Federal, Inversión Pública y Servicios, Julio De Vido con los senadores de ambas provincias, Horacio Lores y Miguel Pichetto, el gobierno neuquino comprometió su apoyo para elaborar y acelerar el mecanismo de obtención de fondos para esta obra.

Según se informó, a partir de ahora se instruirá a la licenciataria Camuzzi Gas del Sur para que avance con la evaluación técnica del proyecto y la confección de los pliegos de licitación, que serán fiscalizados y sometidos a la aprobación de la Secretaría de Energía y del Enargas (Ente Nacional Regulador del Gas).

El Proyecto Integración comprende un conjunto de obras de infraestructura básica para satisfacer el incremento de demanda de gas natural en las localidades de San Patricio del Chañar, Villa Manzano, San Isidro, Sargento Vidal, Barda del Medio, Cinco Saltos y Campo Grande, que surge como consecuencia del crecimiento de las plantas urbanas y del desarrollo agroindustrial y comercial de esta zona del Alto Valle.

El gasoducto a construir demandará una inversión de unos 40 millones de pesos para el tendido de 40 kilómetros del ducto que se conectará al Gasoducto Neuba II (que opera Transportadora Gas del Sur) con todas las instalaciones de superficie, más redes y ramales. La obra beneficiará a los emprendimientos industriales vitivinícolas -en los que trabajan unas 1.400 personas-, procesadoras de frutas y frigoríficos radicados en la zona.

El proyecto comprende gasoductos de acero de 6 y 4 pulgadas de diámetro vinculados al gasoducto Neuba II, con plantas de separación, regulación y otras instalaciones específicas y redes de distribución de polietileno de 125 milímetros de diámetro en sus tramos troncales.

De la reunión participaron también los intendentes de San Patricio del Chañar, Ramón Soto; de Campo Grande, Sergio Rivero; y el titular del Enargas, Antonio Luis Pronsato. Este funcionario explicó que “se trata de un proyecto de vieja data, pero de difícil concreción por falta de financiación”, y precisó que se armará “un fideicomiso con inversores que podrán ser los bancos, la Administración Nacional de la Seguridad Social, Anses, o privados, porque el respaldo de los decretos 180 y 185 garantiza el repago” de la inversión.