Además de las charlas abiertas sobre trashumancia realizadas el 21 de marzo en la Sede Andina de la Universidad Nacional de Río Negro (UNRN) se llevaron a cabo diversos encuentros de trabajo entre investigadores.

Además de las charlas abiertas sobre trashumancia realizadas el 21 de marzo en la Sede Andina de la Universidad Nacional de Río Negro (UNRN) se llevaron a cabo diversos encuentros de trabajo entre investigadores de Italia, la UNRN y el ministerio de las Culturas. El objetivo fue proponer acciones en común para la salvaguardia de la trashumancia como patrimonio cultural inmaterial.

En la primera reunión se intercambiaron ideas y experiencias a partir de la premisa de generar instancias de diálogo internacional, que implican pensar colectivamente la generación de mecanismos de salvaguardia de los saberes y prácticas culturales asociadas al pastoralismo y la trashumancia, desde diversas escalas que transitan escenarios locales, regionales y nacionales.

Asimismo, se planteó la necesidad de continuar las tareas de cooperación intergubernamental y la construcción de una agenda de trabajo en común entre el ministerio de las Culturas e instituciones universitarias vinculadas a la salvaguardia de la trashumancia, incorporada a la lista representativa del patrimonio cultural inmaterial de la humanidad por la UNESCO en el año 2019.

Allí participó la directora del Centro de Investigación «Biocult» sobre el Patrimonio Biocultural y el Desarrollo Territorial de la Universidad de Molise (Italia), Letizia Bindi; la profesora e investigadora de la UNRN y del CONICET, Paula Núñez; la secretaria de Investigación de la Sede Andina de la UNRN, Gabriela Perren; y el director general de Patrimonio Cultural Inmaterial del Ministerio de las Culturas del Neuquén, Nicolás Padín.

En otra reunión se solicitó colaboración para el proyecto “Guía de Patrimonio Histórico de la Provincia del Neuquén”, específicamente a través de la digitalización de cartografía y documentos históricos.

De dicho encuentro participaron Eloísa Proto y Romina Braicovich, del Ministerio de las Culturas, y Eduardo Américo Pérez, recientemente designado director del Museo de la Patagonia, que depende de la administración de Parques Nacionales.

Se trabajó sobre la necesidad de generar una red de trabajo que permita llevar adelante a largo plazo acciones conjuntas relacionadas a temáticas  patrimoniales a nivel regional. En ese sentido, se propuso sostener estos espacios de reuniones en los que se discutan acciones y diagramen propuestas de proyectos y capacitaciones.

De dicho encuentro participó el intendente del Parque Nacional Nahuel Huapi, Horacio Paradela; el director del Museo de la Patagonia, Horacio Paradela; la referente del Instituto de Investigaciones en Diversidad Cultural y Procesos de Cambio (IIDyPCa- CONICET, UNRN), Marcia Bianchi Villelli; y Nicolás Padín y Romina Braicovich del Ministerio de las Culturas del Neuquén.

En la ocasión, Bianchi Villelli realizó la presentación del proyecto de “Documentación y preservación de colecciones arqueológicas a través del inventariado y digitalización fotográfica” que se lleva adelante en el Museo, poniendo al servicio los recursos humanos del proyecto para generar instancias de capacitación conjunta. El encuentro finalizó con el recorrido de la nueva muestra del Museo a lo largo de la cual se fueron tratando distintos ejes sobre los cuales la memoria y el patrimonio inmaterial son abordados en los espacios culturales en la actualidad.

Por último, en la Sede Andina de la Universidad Nacional de Río Negro, se llevó adelante un espacio de charla-debate en las que el eje central fue el pastoralismo y la trashumancia, en su calidad de Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, inscripto en la Lista Representativa de la UNESCO, en el año 2019.

Las disertaciones estuvieron a cargo de Letizia Bindi y Nicolás Padín, allí ambos presentaron experiencias de trabajo e investigación que funcionaron como espacio disparador de discusiones y reflexiones con el público presente vinculadas a la patrimonialización de las prácticas y salvaguardia de las tradiciones pastoriles a nivel mundial y regional, la importancia de que existan espacios de investigación y cooperación intergubernamentales para salvaguardarlo y la necesidad de visibilizarlo a través de políticas públicas.