El acto se desarrolló esta mañana en el cenotafio de esta capital.

En el cenotafio de la ciudad de Neuquén, que rinde homenaje a los caídos en las Islas Malvinas, el gobernador Omar Gutiérrez participó del acto a 40 años de la guerra, asegurando que la gesta de Malvinas “es un ejemplo de unidad para fortalecer y defender la Patria. Argentina no sería como es hoy si no fuera por ustedes, los ex combatientes”.

De la actividad participaron también el vicegobernador Marcos Koopmann, el presidente del Centro de Veteranos de Malvinas, Francisco Sánchez, el intendente Mariano Gaido, autoridades del Tribunal Superior de Justicia, ministras y ministros del gabinete provincial, legisladores nacionales, provinciales y capitalinos, funcionarios nacionales, abanderados de escuelas de nivel medio, grupos scouts y una gran cantidad de vecinas y vecinos de Neuquén.

“Las palabras nunca alcanzan, las guerras no se festejan. Son esos valores los que queremos transmitir a nuestras niñas, niños y nuestra juventud. Es nuestro compromiso con los 23.548 hombres y mujeres que, sin preguntar y con lealtad, fueron a defender nuestra soberanía”.

“Hay 649 que no regresaron físicamente, pero están en la memoria de la patria y de nuestra celeste y blanca. Cada día hay un ex combatiente que parte, por eso nuestra responsabilidad de transmitir lo que allí pasó, cuando algunas personas se arrogaron la facultad de decidir que con el uso de la violencia se podía ir en búsqueda de defender lo nuestro; y el fin no justifica los medios. Por eso estoy diciendo que no venimos a festejar una guerra. Hoy el mundo tiene otra guerra, y no se construye porvenir y futuro bombardeando derechos”, sostuvo el mandatario.

El mandatario expresó que “tenemos que seguir trabajando para devolverles algo de lo mucho que nos dieron. No alcanza la palabra gracias”.

También recordó “la huella del ex intendente Horacio Quiroga, que se ocupó de construir este cenotafio que es el único en el país; y al actual intendente Mariano Gaido, que todos los 2 de cada mes está aquí presente acompañando a los ex combatientes”.

“Nunca más en el país una guerra. Nunca más. Eso tenemos que mostrarles a nuestras niñas y niños”, dijo Gutiérrez a modo de cierre, reivindicando además los derechos incuestionables de la Argentina sobre las Islas Malvinas.

Para el intendente Gaido, este 2 de abril “es un día de reconocimiento y mucha emoción, en el que brindamos honores a todos los ex combatientes”. Señaló que “la causa Malvinas y la familia malvinera es lo más importante de nuestra ciudad y la llevamos en el corazón, por eso queremos reconocerlos en esa doble lucha que tuvieron, cuando fueron a la guerra y cuando volvieron al país. Ellos esperaban abrazo y reconocimiento, pero se encontraron con un país que no estuvo a la altura de lo que necesitaban esos héroes”.

Por último, el intendente entregó junto con Gutiérrez la llave de la ciudad al Centro de Veteranos de Guerra de la provincia del Neuquén.

También habló Adriana Harguindeguy, compañera del ex combatiente Horacio Haag, quien puso de relieve el rol de las mujeres durante la guerra y la posguerra. “La guerra atravesó nuestras vidas y nuestros planes; y yo quiero visibilizar la fuerza de las mujeres en ese momento”, señaló.

“Estuvieron aquellas que se embarcaron en el Almirante Irizar como quienes también sostuvimos y estuvimos acompañando desde el continente. No estábamos preparadas para lo que significa la guerra y el después, convivir con una persona a la que tenés que volver a conocer; y como se puede uno va siguiendo adelante con los dolores y las tristezas. Las mujeres llevamos la carga de siempre, sosteniendo las tareas de cuidado, pero atravesadas por una guerra”, sostuvo. “Malvinas nos une y el amor también”, dijo a modo de cierre y frente al aplauso de todos los presentes.

Muy emocionado, Francisco Sánchez agradeció a las autoridades que organizaron el homenaje y también destacó el rol que tuvieron las mujeres durante la guerra, tanto las veteranas como aquellas que acompañaron el proceso bélico desde el continente.

Por otra parte, Sánchez recordó a los ex combatientes que fallecieron tras el conflicto bélico, remarcando que “ya pasaron 40 años y nosotros ya estamos pisando los 60”.

También agradeció una invitación de parte del presidente de la Nación, Alberto Fernández, de participar de un acto en Buenos Aries, pidiendo asimismo que el gobierno nacional convoque “a todos los ex combatientes a un gran acto y un gran desfile, que podría realizarse en el Monumento a la Bandera (de Rosario) para saldar esa deuda moral que no tuvimos los veteranos a la vuelta de las islas”. Por último, recordó uno por uno a cada uno de los ex combatientes neuquinos caídos durante la guerra.

El gobernador Gutiérrez sostuvo que formalizarán el pedido ante el presidente Fernández, pero invitó a los más de 17 mil ex combatientes y a sus familias “para que ese gran desfile se haga aquí en la provincia del Neuquén. Tienen las puertas abiertas, así que pongámonos a trabajar para lograr ese gran desfile”.