52 años del gobierno de Ángel Edelman

abril 30, 2010

Mañana se recuerda la asunción del primer gobernador elegido por la ciudadanía neuquina tras la provincialización de Neuquén.

Este sábado se cumplen 52 años de la asunción de Ángel Edelman como primer gobernador electo según la Constitución provincial. El 1 de mayo de 1958, acompañado por Alfredo Asmar como vicegobernador, consolidó la etapa institucional de la provincia en sustitución de las del territorio nacional, que habían caducado en 1955 con la sanción de la ley 14408.

El comisionado nacional -capitán de navío retirado Ricardo Hermelo- transfirió en esa fecha el mando a Edelman. Hermelo había sido nombrado como cuarto interventor de la provincia por el presidente provisional de la Nación, Eduardo Lonardi, mediante decreto nacional Nº 238 del 3 de octubre de 1955, asumiendo el cargo por decreto provincial Nº 74 el 5 de octubre de 1955.

Edelman (de la Unión Cívica Radical Intransigente) triunfó en las elecciones generales convocadas por el gobierno del presidente Pedro Eugenio Aramburu mediante decreto nacional N° 15.100 de 1957. Dicho acto comicial se realizó el 28 de febrero de 1958 y en él se impuso el partido Unión Cívica Radical Intransigente, que postuló, en el nivel nacional, la fórmula Arturo Frondizi – Alejandro Gómez; y en el provincial, a Edelman y Asmar.

Los gobiernos nacional y provincial habían sancionado respectivamente los decretos 6809 y 1349, ambos de 1958, completando así el dispositivo legal que reglamentó las elecciones de convencionales nacionales y convencionales provinciales-.

Se debían elegir cinco convencionales para la Convención Nacional (tres serían titulares y dos suplentes) y veinticuatro (24) convencionales para la Convención Provincial con sus respectivos suplentes.

La votación llevada a cabo el domingo 28 de julio de 1957 decidió que fueran electos como convencionales nacionales los ciudadanos Carlos Nicolás Tarantino y Virgilio Loyola por la Unión Cívica Radical Intransigente; y Eduardo Castro Rendón, por la Unión Cívica Radical del Pueblo.

Para la Convención provincial fueron elegidos por la Unión Cívica Radical Intransigente 10 (diez ciudadanos); por la Unión Cívica Radical del Pueblo 5 (cinco); por el Partido Demócrata: 3 (tres); por el Partido Socialista se eligieron 2 (dos) convencionales; por Partido Demócrata Cristiano, 2 (dos) convencionales; y los partidos Demócrata Progresista y Comunista aportaron un (1) convencional cada uno.

La Convención Constituyente Provincial

La Convención Constituyente Provincial cumplió totalmente su cometido dentro del tiempo que la legislación aplicada le había concedido. Fue su presidente el Convencional Ángel Edelman y secretario Manuel Orejas. Comenzó la actividad el 28 de agosto de 1957 a las 17.55 horas y finalizó su última reunión el día 14 de diciembre a las 21.20 horas. Durante el transcurso de las deliberaciones se incorporó el Convencional Suplente Roberto Pablo Albaizeta en reemplazo del convencional Miguel Mujica, quien renunció por razones de salud.

La Constitución de la Provincia fue sancionada el 30 de noviembre de 1957 en la novena reunión de la Convención que comenzó el 29 y duró hasta las primeras horas del día 30. La Constitución fue aprobada a la 1.30 del 30 de noviembre. La convención debía aprobar el texto constitucional antes del 1° de diciembre según lo establecía el artículo 10 del Decreto Ley 4.347/57 para poder cumplimentar el requisito exigido por el Decreto Nacional N° 15.100 de convocatoria a elecciones.

Los primeros interventores

Luego de la sanción y posterior publicación de la Ley 14408 de Provincialización de los Territorios Nacionales (sancionada el 15/6/55 y publicada el 30/6/55), completada por el Decreto Nacional N° 11.429/55 (sancionado el 20/7/55 y publicado el 27/7/55), Pedro Luis Quarta fue designado Comisionado Nacional en la provincia -ex-Territorio Nacional de Neuquén-, por Decreto Nacional N° 11027 del 13 de julio de 1955, con la firma del presidente Juan Domingo Perón y el ministro del Interior Oscar Nicolás Albrieu.

Por esta razón a la fecha de producirse el golpe de Estado de la denominada “Revolución Libertadora” -el 20 de septiembre de 1955-, los sucesivos Interventores federales designados por el gobierno nacional asumen el mando de la provincia del Neuquén y no del territorio nacional.

Cabe recordar que la provincia se constituirá como tal más adelante, a partir del 1° de mayo de 1958 con la entrada en vigencia de la Constitución Provincial aprobada por la Convención Constituyente Provincial el 29 de noviembre de 1957.

El 20 de septiembre de 1955, el gobierno de la Revolución Libertadora designó el primer interventor federal que reemplazó a Quarta, que -como se mencionara- había sido designado por el derrocado gobierno de Juan Domingo Perón.

Las sucesivas intervenciones a Neuquén se producen de acuerdo con el siguiente detalle:

-Primer interventor: Por Decreto Provincial N° 1/55 del 20 de septiembre de 1955, asume el gobierno el Gobernador Provisional el coronel Lais Gabriel Gómez Forgues.

-Segundo interventor: Por Decreto Provincial N° 9/55 del 23 de septiembre de 1955, asume el gobierno el Gobernador Provisional el teniente coronel Miguel Adrover.

-Tercer interventor: Por Decreto Provincial N° 30/55 del 28 de Septiembre de 1955, asume el gobierno el Comisionado Federal, general de brigada Lindolfo Meza.

-Cuarto interventor, fue finalmente Ricardo Hermelo con la particularidad de ser el gobierno previo a la provincialización definitiva del ex-Territorio Nacional del Neuquén.

Importancia de Edelman y Asmar

En abril de 2008 y al cumplirse 50 años de la primera sesión de la Legislatura neuquina, Víctor Hugo Reynoso, quien se desempeñó como cronista parlamentario durante gran parte de la vida institucional del cuerpo legislativo, analizó el proceso histórico que culminó el 1º de mayo de 1958.

Entre otras observaciones, Reynoso señaló que “el gran mérito de Ángel Edelman y Alfredo Asmar fue haber armado la provincia, la estructura, los pilares fundamentales sobre los cuales se asentó luego la organización provincial”.

El proceso de constitución de la provincia se originó en 1951, siete años antes de la primera sesión de la Legislatura. “La gran fecha para nosotros es 1951, cuando por primera vez los neuquinos, en un pie de igualdad con todo el país, eligen presidente, vicepresidente y delegados territoriales; que es la primera expresión o manifestación parlamentaria en estas tierras”, indicó.

Destacó el año 1954, cuando “se incorpora la primera legisladora neuquina, que es la profesora María Enriqueta Anderson de López Roullión, una docente de Zapala”. Anderson, junto con el otro delegado territorial de esa época, Pedro San Martín, “participan, fundamentando con su voz (porque no tenían voto), de la sanción de la ley 14408; esta es la ley que creó la provincia del Neuquén”, recordó.

La sanción de esa ley nacional fue “el punto de partida fundamental” para la provincialización de Neuquén, pero aclaró que el proceso se demoró dos años debido al golpe de Estado del 16 de septiembre de 1955, que derrocó al gobierno de Juan Domingo Perón. “Al fin, en 1957, en una nueva apertura democrática y luego de otro golpe militar, se convoca a la ciudadanía del Neuquén a elecciones para convencionales constituyentes”.

Tras la sanción de la Constitución provincial, en febrero de 1958, fueron convocadas nuevas elecciones para los cargos de gobernador, vicegobernador y diputados. En ese momento, el peronismo seguía proscripto y la fuerza que triunfó en los comicios, con la fórmula integrada por Edelman y Asmar, fue la Unión Cívica Radical Intransigente.

A partir de entonces, con la sesión legislativa del 1º de mayo de 1958, se dio inicio a la vida institucional de Neuquén. Reynoso destacó que, en ese proceso, las autoridades provinciales debieron afrontar múltiples problemas “porque Neuquén era despoblado, por las distancias, la falta de comunicaciones; todo incidía y había que armarlo todo”. La primera sesión ordinaria de la Legislatura, de la cual hoy se cumplen este sábado 52 años, se realizó en el edificio ubicado en avenida Olascoaga 560 de Neuquén capital. Allí se hizo la jura de los primeros diputados provinciales, del vicegobernador y del gobernador.