Se desarrolló en el colegio San José Obrero y fue organizada por diversas dependencias ministeriales, el establecimiento educativo y la red barrial. El objetivo fue promover prácticas que contemplen a los y las adolescentes como sujetos de derechos.

Se realizó en el colegio San José Obrero de Neuquén una jornada de sensibilización en sistema de protección integral de derechos, que fue organizada por las subsecretarías de las Mujeres y de Niñez, Adolescencia y Adultos Mayores, el programa de Educación Sexual Integral (ESI), la institución educativa y la red barrial.

El área de Adolescencia de la subsecretaría coordinó la jornada con modalidad de taller en la que participaron el plantel docente del colegio San José Obrero, integrantes de la red comunitaria, y los equipos de Masculinidades de la subsecretaría de las Mujeres y de ESI del ministerio de Educación.

El objetivo de dicho espacio es promover el enfoque de derechos para incorporarlos, reconocerlos y establecer el empoderamiento, en este caso, de quienes trabajan con adolescentes. También es un espacio que invita a la reflexión y a revisar las obligaciones en relación con la corresponsabilidad.

“La adolescencia es un período central en la vida de las personas y el trabajo con adolescentes es fundamental para avanzar contra la desigualdad, la discriminación y fortalecer las acciones que los tengan como protagonistas”, señaló la directora del área de Adolescencia de la subsecretaría, Patricia Amalo.

Por eso destacó que promover “la escucha y consideración plena de las opiniones, de las y los adolescentes, es el único modo de comprender lo que esperan de nosotros. En este sentido, es nuestro deber como adultos crear oportunidades y mecanismos para que ellas y ellos participen en la sociedad, de una manera activa, libre e informada”.

Las diversas instancias de trabajo con adolescentes desarrolladas desde la subsecretaría, dan cuenta que “ellas y ellos pueden y quieren ser parte de las soluciones a las problemáticas que les afectan y que afectan sus entornos, por eso es importante garantizar que sus opiniones sean escuchadas y plenamente consideradas”, aseguró.

Remarcó que para garantizar la participación efectiva de los adolescentes es necesario brindarles apoyo, que debe expresarse en reconocimiento y espacio para que hagan, exploren y experimenten; valorando además el talento, la creatividad y los aportes que puedan hacer.

En este sentido, manifestó que “este apoyo no debe comprenderse bajo una lógica pasiva. Por el contrario, debemos ser adultos aliados de las y los adolescentes, aliados para lograr sus metas, sus sueños y demandas. Nuestro apoyo, en muchas instancias, significará compartir el poder y promover el protagonismo de las y los adolescentes, de modo que fortalezcan su liderazgo, enfrentando sus propios desafíos”.

En la oportunidad, se acordó para las próximas jornadas que tengan los adultos en el marco de este trabajo articulado trabajar con adolescentes del colegio foros denominados “Hablalo por el buentrato”. Desde la subsecretaría, el trabajo con las personas adultas referentes de adolescentes se incentiva y acompañan las prácticas desde el buen trato y sus derechos.