Destacó que entre 2013 y 2017 se invirtieron más de 630 millones de dólares en infraestructura en las ciudades impactadas por el desarrollo no convencional.

El ministro de Energía, Servicios Públicos y Recursos Naturales de la provincia, Alejandro Nicola participó de la tercera reunión del Consejo Federal de Energía, que se desarrolló entre ayer y hoy en Corrientes y que tuvo como finalidad analizar la agenda energética nacional.

“Entre los temas que se tratan se encuentra la eficiencia energética, la matriz energética nacional, las tarifas, entre otros. En el caso de Neuquén, hablamos de Vaca Muerta, el principal proyecto económico que hoy tiene en marcha el país. Queremos compartir con el resto de las provincias la planificación que pusimos en marcha”, explicó Nicola.

El ministro expuso sobre el plan de desarrollo e infraestructura en torno a la denominada región Vaca Muerta, que comprende al territorio impactado por la industria hidrocarburífera no convencional. Se trata de las ciudades de Neuquén, Plottier, Senillosa, Plaza Huincul, Cutral Co, Zapala, Chos Malal, Añelo, Rincón de los Sauces, Buta Ranquil, San Patricio del Chañar, Vista Alegre y Centenario, que comprenden a una población estimada de 483 mil habitantes.

Nicola detalló que desde 2013, con la puesta en marcha del primer desarrollo masivo no convencional en Añelo, surgieron demandas de nueva infraestructura para dar soporte a la actividad. “El gobierno provincial con el apoyo del nacional trabajaron de manera conjunta en detectar las necesidades y hacer frente al boom del shale”, señaló.

Indicó que, según un informe de la secretaría de Planificación y Acción para el Desarrollo-COPADE, entre 2013 y 2017 se invirtieron más de 630 millones de dólares en infraestructura: el 51% se destinó a infraestructura social básica (322,2 millones de dólares), el 30% a obras viales y logísticas (191,5 millones de dólares), el 10% a proyectos productivos (58,7 millones de dólares) y el 9% a servicios energéticos (55,5 millones de dólares).

El ministro hizo un detalle de las principales obras proyectadas a futuro, al tiempo que destacó que hoy Neuquén cuenta con 26 concesiones no convencionales que contemplan inversiones por 142 mil millones de dólares para los próximos 35 años.

Nicola remarcó que para acompañar el desarrollo petrolero, el gobierno neuquino orientó su capacidad institucional para mejorar los procedimientos administrativos, generó programas de apoyo a las cadenas  de valor, conformó mesas de trabajo colectivo de planificación, llevó a cabo el acompañamiento, asesoría y capacitación a empresarios, y adecuó marcos regulatorios.