La localidad fue la más afectada por las cenizas del volcán Calbuco. San Martín de los Andes y Villa La Angostura sufrieron menos y ya están limpias.

El subsecretario de Planificación y Servicios Públicos, Mauro Millán, dijo que Junín de los Andes fue la localidad neuquina más afectada por la erupción del volcán Calbuco y que allí se seguirá trabajando en la remoción de cenizas durante tres semanas más aproximadamente.

Millán reconoció “el gran apoyo de los vecinos que van retirando día a día todo el material que hay depositado en sus predios” y agregó que “tenemos también un gran aporte de la policía; hay en Junín de los Andes 120 efectivos policiales trabajando, y otros 70 del Ejército Argentino”.

Todas las tareas se realizan en forma coordinada con los municipios y desde el ministerio de Energía y Servicios Públicos. Para equipar a las cuadrillas manuales juninenses ya se compraron más de 150 palas, 80 carretillas y 400 escobillones.

El sedimento va a quedar encapsulado bajo una capa de tierra negra que se va a disponer a modo de remediación para hacer reutilizable el terreno.

Junín de los Andes

“Con la experiencia de 2011 en Villa La Angostura, se dividió a Junín de los Andes en cinco sectores y cada frente de trabajo está compuesto por una motoniveladora, dos camiones regadores, dos camiones volcadores y palas cargadoras. En cada sector se trabaja de la misma manera, se dispone la ceniza en un lugar habilitado por el municipio, que es el viejo basurero local”, explicó Millán.

En quince días de trabajo ya se retiraron alrededor de 32 mil metros cúbicos de cenizas.

“Estamos muy conformes con este rendimiento. Los vecinos están retirando buena cantidad de material desde los patios, lo están retirando a la vía pública y los equipos de trabajo pasan a retirarla”, comentó el funcionario.

San Martín de los Andes

Frente al lago Lacar ya se retiraron seis mil metros cúbicos aproximadamente, que se están disponiendo en un lugar autorizado por el municipio.

Según el subsecretari0, “en San Martín de los Andes se trabaja con menos equipamiento, con 14 equipos viales, mientras que en Junín hay 50 equipos porque allí hay que mantener además la travesía urbana y los accesos a la ciudad, donde el polvo se pone fácilmente en suspensión y se lo controla humectándolo con camiones regadores. 

Villa La Angostura

En Villa La Angostura se utilizaron solamente seis equipos viales y se trabajó sólo una semana y media, ya que la cantidad de cenizas fue mucho menor.

“Fue muy leve el efecto de las cenizas en la Villa y ya está terminada la limpieza del casco urbano”, aseguró Millán.